top of page

Vuelta al trabajo: Extracción y almacenamiento de la leche materna

Una de los grandes desafíos que presenta la lactancia materna es la vuelta al trabajo de la madre. Y es en estos casos que muchas lactancias se ven interrumpidas, ya sea por desinformación en cuanto a cómo extraerse o mantener la leche materna o a la baja en la producción de la misma. Sin embargo, la lactancia materna y la vida laboral es compatible.


Extracción de leche: existen diversos modos de extraer la leche materna y la elección del mismo tiene que ver simplemente con la preferencia de la madre.

- Extracción manual: La técnica de extracción manual es la más económica y, para muchas mamás, la más cómoda, ya que no requiere de estar esterilizando o lavando miles de piezas. El gran pero de esta forma es que debe conocerse bien la técnica, cosa que con práctica no se convierte en un gran problema.

- Extracción con sacaleches: Ya sea mecánico o eléctrico, la extracción con sacaleches resulta más cómoda para muchas madres, tiene un mayor vaciado y no conlleva conocer una técnica específica. Como mencionaba antes, cada madre es libre de decidir según preferencias y recursos.



Para cualquiera de los tipos de extracción, es importante que la madre debe lavarse las manos con agua y jabón y utilizar recipientes limpios, idealmente esterilizados. No es ni necesario ni recomendable lavarse los pechos con agua y jabón.


Almacenamiento:

Para almacenar la leche materna se recomienda utilizar recipientes limpios, de preferencia estériles. Existen unas bolsas para microondas que sirven para esterilizar. Sino, con dejar los recipientes, previamente lavados, en agua hirviendo unos 10-15 minutos suele bastar.

La leche madura puede almacenarse a temperatura ambiente, refigerada o congelada. Como este post es sobre vuelta al trabajo se comentará sobre refrigerada o congelada:

- Refrigerada entre 0 y 4º dura cerca de 3-5 días. Lo ideal es que si sabemos que la leche no será utilizada de inmediato se congele inmediatamente.

- Congelada en refrigerador de una sola puerta: 2 semanas.

- Congelada en refrigerador de dos puertas: 3-4 meses.


Nunca se debe dejar la leche en la puerta del refrigerador, donde la temperatura es inestable. Si la leche se refrigeró pero no se congelo, puede congelarse hasta 2 días después, no más que eso.


Descongelar:

- Durante la noche anterior: se puede dejar descongelando la leche en el refrigerador y esta leche debe ser administrada dentro de las 24 horas siguientes.

- Para la toma inmediata: puede descongelarse bajo un chorro de agua caliente de la llave o dejando en un recipiente con agua caliente.


En un próximo post comentaré cómo empezar a hacer un banco de leche para preparar la vuelta al

trabajo.


71 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page